Rossana Juarez

Rossana Juárez

Es directora médica de Sanofi.

Twitter: @AMIIFMx

 
El 07 de abril se conmemora el Día Mundial de la Salud, que este año está dedicado a reflexionar sobre la diabetes. Y es que de acuerdo con la OMS, la diabetes es una de las enfermedades no transmisibles más comunes y uno de los problemas de salud más desafiantes en el siglo XXI, el cual sigue en aumento 1

En el mundo hay alrededor de 387 millones de personas con diabetes, seis de los cuales están en México (si hablamos sólo de los diagnosticados), es decir, 9.2% de la población adulta3. Esto implicó en 2013 una carga económica para el país de más de 362 mil millones de pesos, es decir 2.25% del PIB de ese mismo año4. Adicional, está el impacto en la vida del paciente, que con la diabetes reduce su esperanza de vida entre cinco y 10 años,5 entre otras complicaciones por la falta de control.

La diabetes se presenta cuando el cuerpo no produce suficiente insulina o no puede utilizarla de manera efectiva, lo que quiere decir que la glucosa no puede ser utilizada de forma apropiada. Esto la vuelve una condición compleja, crónica y evolutiva, con consecuencias sociales, médicas y económicas de gran alcance.

Tanto la Asociación Americana de Diabetes como la Asociación Europea para el Estudio de la Diabetes recomiendan como una de las estrategias para el control de la enfermedad, un enfoque centrado en el paciente focalizado en proporcionar soluciones personalizadas y una toma de decisiones compartida y la adherencia al tratamiento para un control exitoso de la diabetes.6

El control efectivo de la diabetes tipo 2 requiere adoptar medidas de un estilo de vida saludable, lo que incluye el control de peso y el incremento de actividad física, así como control médico a largo plazo.7 Sin embargo, algunas personas podrían necesitar medidas adicionales, como el uso de medicamentos que cada vez sean más especializados y con menos efectos adversos.8

Al respecto, Sanofi, una empresa miembro de la Asociación Mexicana de Industrias de Investigación Farmacéutica (AMIIF), desarrolla soluciones personalizadas para atender las necesidades del paciente con diabetes para lograr un manejo eficaz de la enfermedad y adherencia al tratamiento, a fin de prevenir sus riesgos y consecuencias secundarias.

1 http://www.who.int/features/factfiles/diabetes/es/
3 http://funsalud.org.mx/portal/wp-content/uploads/2015/08/Carga-Economica-Diabetes-en-Mexico-2013.pdf
4 México ¿cómo vamos? (2015) y Casar M. (2015). http://ensanut.insp.mx/doctos/analiticos/DiabetesMellitus.pdf 
5 http://ensanut.insp.mx/doctos/analiticos/Diabetes-Mellitus.pdf
6 Inzucchi SE., et al. Management of Hyperglycemia in Type 2 Diabetes, 2015: A Patient-Centered Approach: Update to a Position Statement of the American Diabetes Association and the European Association for the Study of Diabetes. Diabetes Care. 2015; 38(1):140–9.
7 American Diabetes Association. Standards of medical care in diabetes – 2014. Diabetes Care 2014;37(Suppl 1):S14–S80
8 Riddle M., et al. Contributions of basal and postprandial hyperglycemia over a wide range of A1c levels before and after treatment intensification in type 2 diabetes. Diabetes Care 2011;34(12):2508–14.

Carlos Vargas

Carlos Vargas

Es propietario de Factor Humano (FH) en Red y es consultor en recursos humanos y cazatalentos para diversas corporaciones.

 
Como sociedad estamos obligados a encontrar nuevas formas de relacionarnos, de manera leal, al  fortalecer la confianza, que es la amalgama de cualquier relación humana; al ejercer la operación y administración de las organizaciones con una ética inquebrantable, al tener al ser humano como centro de nuestras acciones

Hoy día el empleador se queja del crimen corporativo, y además se pregunta: ¿dónde quedó la lealtad del colaborador?, al respecto hace unos cuantos días recibí promoción de un taller referido a: Las mejores técnicas y estrategias para la prevención de fraudes, el soporte promocional de este taller hacía alusión a dos temas:

1.Que el nivel de lealtad de los empleados hacia las empresas se ha deteriorado mucho.
2.Que los empresarios tienen un nivel muy bajo de conciencia del problema.

El mismo taller invita "a conocer el perfil psicológico del criminal corporativo"; nosotros no creemos que el nivel de lealtad se haya deteriorado, entendemos que más bien se ha transformado, producto de:

1.Una nueva manera de relacionarse, empleador-empleado,
2.A que el nivel del crimen corporativo se ha incrementado producto de múltiples variables exógenas y, por supuesto, endógenas.

Leer más...

Patricia Puente2

Patricia Puente

Es directora general de Salud y Conciencia Corporativa.

Twitter: @patriciaepuente

 
A cada persona le afecta el estrés de una forma particular, es por eso que hay quien disfruta con determinados tipos de esfuerzo o experiencias extremas o películas de terror y quien prefiere correr riesgos 100% diferentes, cualquier desafío que a una persona le pueda agradar es seguro que podemos encontrar otra a la que le horrorice

Nuestro tipo de personalidad determina la manera en que vivimos los eventos diarios, lo cual nos provoca mayor o menor estrés.

Heredamos de los padres patrones genéticos, crecemos con cierta influencia y condicionamiento familiar y social, además del medio ambiente externo como la escuela o los amigos. Aunado a ello está nuestra propia forma de ver y sentir las cosas, todo lo cual crea nuestra personalidad y carácter.

A cada persona le afecta el estrés de una forma particular, es por eso que hay quien disfruta con determinados tipos de esfuerzo o experiencias extremas o películas de terror y quien prefiere correr riesgos 100% diferentes, cualquier desafío que a una persona le pueda agradar es seguro que podemos encontrar otra a la que le horrorice. Estos patrones permiten con cierta facilidad identificar a cuál tipo pertenecemos y así saber los riesgos a los que nos exponemos ante los niveles de estrés.

Tipo A
La persona, con este tipo de personalidad puede considerarse autoestresora es decir, personas que son auto exigentes, acelerados, impacientes, competitivos, agresivos en los negocios, ambiciosos, tensos, duros, hostiles, también suelen impulsar a otras personas a que se apresuren, suelen trabajar largas horas sin importarles su bienestar, les cuesta trabajo tomar vacaciones, por lo general están estresados, suelen ser malhumorados, realizan varias actividades al mismo tiempo, centrados en el logro, el trabajo, el éxito por encima de cualquier cosa, todo lo quiere para ya; es intolerante ante cualquier error, se mueve rápido, come rápido, habla rápido y suelen chocar con personas de personalidad tipo B.

Leer más...

Aldo Cavazzani

Aldo Cavazzani

Se graduó como médico veterinario en la UNAM y realizó estudios de posgrado en la Universidad de Brunel, en Londres, Inglaterra. Inició su carrera profesional en la IF en 1986 al ocupar diversas posiciones en las áreas de Marketing y Ventas en diversas compañías, tanto en México como a nivel internacional. Ahora conduce su propia empresa denominada Novara Medical Systems, una firma especializada en la aplicación de tecnologias de la información para dar servicio al cuerpo medico, pacientes y punto de venta.

colaboradores.dialogoEsta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

La viruela ha sido viruela descrita por nuestros antepasados desde tiempos inmemoriales, los chinos la conocían, los egipcios por igual y, por supuesto, el continente europeo estaba bien familiarizado con la presencia de esta enfermedad terrible. La viruela tenía un patrón de comportamiento muy agresivo y provocaba una gran mortalidad del orden de 30 a 40% de los individuos infectados

Hoy día prácticamente no se habla de la viruela y sólo aquellos que vivimos nuestra infancia en las décadas de los años 60, 70 o mayores, podemos recordar de tiempo en tiempo haber visto alguna persona infectada con viruela, una infección causada por el virus Variola, y que fue la primera enfermedad erradicada de la faz de la Tierra. En lo personal, aún recuerdo haber visto alguna persona con multitud de cavidades en la piel de la cara mal llamados cacarizos, provocadas por lo que en aquellos días se conocía como la viruela loca.

La viruela ha sido descrita por nuestros antepasados desde tiempos inmemoriales, los chinos la conocían, los egipcios por igual y, por supuesto, el continente europeo estaba bien familiarizado con la presencia de esta enfermedad terrible. La viruela tenía un patrón de comportamiento muy agresivo y provocaba una gran mortalidad del orden de 30 a 40% de los individuos infectados.

Una época terrible
La viruela fue una enfermedad devastadora en la Europa del siglo XVIII, que se extendía en forma de epidemia matando y desfigurando a millones de personas. Es probable que el siglo XVIII fuera una época terrible en especial, debido a la presencia de la viruela en Europa, ya que la tasa de población creció de manera desmesurada haciendo más fácil la propagación de la enfermedad. El patrón de comportamiento de la enfermedad era muy agresivo y de rápida dispersión, al provocar un alto índice de infección en la comunidad.

Después de afectar durante milenios al Viejo Mundo, durante la Conquista de América fue contagiada por los recién llegados españoles a los indígenas, que carecían totalmente de defensas ante esa enfermedad desconocida para ellos, provocando un verdadero colapso demográfico en las poblaciones nativas y, de alguna forma, colaborando en la guerra con los conquistadores al diezmar los ejércitos locales. Se sabe que en 1520 apareció entre los aztecas durante el sitio de Tenochtitlán, provocando además la muerte del líder azteca Cuitláhuac. Los invasores no podrían haber tenido mejor aliado.

Uno de los grandes aportes
Se sabe que en China desde el siglo X D.C., ya se practicaba una forma de vacunación que se basaba en inocular secreciones de las lesiones varicosas del ganado vacuno a los sujetos no vacunados. Años mas tarde, Lady Montagú (1689 – 1762) logró la fama cuando observó en un viaje a Turquía cómo se pinchaba la gente con agujas impregnadas en pus de viruela de las vacas. El inóculo de alguna forma dotaba de inmunidad de por vida a los inoculados, quienes no contraían nunca la enfermedad. Viendo esto, Lady Montagú inoculó a sus hijos y, a su regreso a Inglaterra, repitió y divulgó el procedimiento entre otras personas, lo que se constituyó como uno de los mayores aportes a la introducción de la inoculación en Occidente.

El método consistía en inocular a un sujeto sano entre la dermis y la epidermis una lanceta conteniendo secreciones y fluidos provenientes de una lesión de viruela vacuna de otro individuo infectado. Tres o cuatro días posteriores a la inoculación, el individuo vacunado desarrollaba un proceso inflamatorio en el lugar de la inoculación, donde aparecían vesículas y pústulas, seguidas de malestar general, fiebre y la aparición de una viruela atenuada en todo el cuerpo, de evolución benigna y que concluía de 15 a 16 días dejando inmunidad total frente a la viruela de campo.

Leer más...

Maria Elena Rubio

María Elena Rubio

Gerenta médica de Enfermedades Raras para Pfizer México, empresa integrante de la AMIIF.

 

Ante el actual panorama, Pfizer como socio de la Asociación Mexicana de Industrias de Investigación Farmacéutica (AMIIF), consolida –desde hace más de dos décadas– esfuerzos mundiales a fin de impulsar la innovación en investigación terapéutica en torno a las enfermedades huérfanas.

La biofarmacéutica de origen estadounidense trabaja a través de sus áreas corporativas especiales, programas de apoyo a pacientes y a sus familiares, con la finalidad de mejorar la atención, pero también el diagnóstico oportuno y certero (los pacientes tardan hasta seis años en tener un diagnóstico adecuado ante la falta de conocimiento de las enfermedades raras), así como brindar opciones terapéuticas innovadoras a los afectados por alguno de los miles de padecimientos huérfanos.

En Pfizer contamos con 30 moléculas innovadoras que están en proceso de desarrollo, no obstante, siete de ellas ya están en la fase de registro para su posterior lanzamiento, lo que nos permitirá ofrecer una gama de oportunidades a las personas afectadas por este tipo de padecimientos.

Dada la cantidad de enfermedades raras que hay en el mundo, es fundamental que los pacientes y sus familias cuenten con mejores opciones de terapias innovadoras, pero también es esencial que se fomente el diagnóstico temprano, al tiempo de sumar voluntades para la atención integral de los pacientes.

Pfizer impulsa el conocimiento científico así como el tratamiento de estos padecimientos con estrategias mundiales de difusión y educación médica que logran –gracias a su enfoque único– abordar las tareas de IyD en favor de los millones de pacientes, quienes son su razón de ser.

Con el fin de desarrollar los tratamientos más innovadores, la biofarmacéutica emplea un enfoque doble para abordar el manejo de las enfermedades raras. El primero hace referencia a la conducción de la enfermedad en el corto plazo a fin de ayudar a que los pacientes puedan manejar el padecimiento de manera más eficaz y, en consecuencia, mejorar con rapidez su calidad de vida. El segundo enfoque es la corrección de la enfermedad en el largo plazo, al analizar sus causas subyacentes y consolidar información que sirva de consulta científica.

El compromiso de Pfizer, que cumple 65 años de trabajo científico en México y 165 desde su fundación, con el paciente es brindarle las terapias más innovadoras que mejoren de forma progresiva e integral su salud, así como su calidad de vida y, con ello, le brinde la oportunidad de vivir a plenitud. Por ello, encontrar soluciones sustentables para los retos de la salud, en este mundo cambiante, resulta prioritario para la biofarmacéutica.

1 https://globalgenes.org/rare-diseasesfacts-statistics/
2 http://rarediseases.org/docs/policy/FDAheaing062910.pdf 

Elizabeth Ugalde

Elizabeth Ugalde

Tiene una licenciatura y maestría en Psicología por la UNAM y ha trabajado durante tres lustros en los Centros de Integración Juvenil.

colaboradores.dialogoEsta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Las relaciones entre hermanos son complejas, incluso entre quienes “siempre se han llevado bien”. En mi consulta he encontrado a lo largo de los años muchas personas a quienes les cuesta trabajo reconocer, enfrente de alguien que no sea de la familia, que los hermanos pueden tener, en ocasiones, sentimientos o acciones no de tan buena fe

Hay otros, en cambio, cuyo motivo principal de la consulta es justo ése: “Yo no me he llevado con mi hermano (a) desde el día que nació”. Y a lo largo de la vida esa rivalidad a veces crece como bola de nieve, sin ninguna otra razón que al de enfrente no le parece que el otro haya nacido. Así de grave y de simple.

Conozco a una familia, que aquí denominaré Hernández, por decir algún apellido, que el conflicto viene de hace cuarenta y tantos años. Así es, ni más ni menos. La historia es así: Pepito sólo tenía ocho meses cuando su mamá, que era todo para él, como suele ser a esa tierna edad, quedó embarazada de su hermanita menor, que nacería nueve meses después, justo al año cinco meses del niño.

Los papás cuentan que nunca se han llevado bien y no es para menos. Pepito una vez intentó “darle de comer” a la hermana, de cuna, metiéndole un tamal entero en la boca… Por fortuna algún adulto pasó por ahí y evitó la tragedia; de más grandes, en un juego de niños, Pepito tomó una sombrilla y alcanzó a su hermana con la punta, con lo que casi le sacó un ojo… Y de éstas hay más historias de la primera infancia de ambos.

En la adolescencia las cosas se recrudecieron: las acciones pasaron a insultos entre ambos, golpes, maldiciones y demás. Se hicieron famosos por llevarse mal en la familia, tanto, que uno de ellos acudió a mi consulta para saber el porqué nunca había podido llevarse bien con el hermano (a).

Ahora los padres de ambos ya no viven y “se fueron” con el pendiente de que sus hijos nunca se habían llevado bien. No tengo que explicar que todo nació desde una falta de planeación en los hijos. Sin justificar a Pepito, para él fue un golpe mayúsculo que otro ser llegara a quitarle el cuidado, atención y amamantamiento de la madre, cuando no tenía ni un año de edad.

El padre, por trabajo, casi siempre estaba ausente, de lunes a sábado, y los domingos, cansado del ajetreo de la semana, quería quedarse en casa “ a descansar”, o sólo a dormir, por lo que puede decirse que la madre era prácticamente la única que cuidaba de los críos.

Más adelante, quizá por comodidad o evitar más enfrentamientos, no hubo quien pusiera límites en la relación entre hermanos.

La mamá murió cuando ambos eran adolescentes y el padre se hizo cargo de ambos, pero seguía trabajando todo el día y era un easy going, es decir, una persona que evitaba el conflicto, así que las cosas siguieron igual.

Cansada de esta situación, la hermana se casó en cuanto pudo y abandonó el hogar familiar. Los hombres, padre e hijo, vivieron todavía un tiempo juntos, hasta que José, ya adulto, decidió emprender el vuelo y vivir de forma independiente.

Los libros de cuentos nos han enseñado que los hermanos de sangre se quieren bien, se respetan y procuran. Pero la vida real nos muestra en historias como ésta que no siempre es así, y que más bien el conflicto es parte inherente de la relación con hermanos, como la historia bíblica de Caín y Abel.

Carlos Vargas

Carlos Vargas

Es propietario de Factor Humano (FH) en Red y es consultor en recursos humanos y cazatalentos para diversas corporaciones.

 
El coach y su coaching no te crean ni te destruyen, sólo te transforman: Carlos Vargas

Con gran gusto vi la película Creed, la séptima entrega de la saga Rocky, que narra la vida, dificultades y prodigios del boxeador más mediático de todos los tiempos. Actúa Sylvester Stallone, aunque en esta ocasión Rocky Balboa no es el boxeador que sube al cuadrilátero como púgil, sino que actúa como entrenador de Adonis Johnson Creed, hijo de Apollo Creed, personaje con el cual se enfrenta Rocky en su segunda película y al cual vence, al convertirse, tiempo después, el mismo Apollo, en coach de Rocky.

En esta película vemos a un boxeador ya en su tercera edad, alejado del frívolo y rudo mundo del cuadrilátero; Rocky está más que dispuesto a pasar la vida, cómo se dice a nivel popular, en santa paz; sin embargo, se presenta de manera impensada Adonis Johnson Creed, quien lo reta a ser su coach.

Ante una primera negativa de Rocky, a quien las imágenes del pasado y la vida tan pasiva que lleva, lo invitan a aceptar el reto de ser coach del joven pugilista, hijo de su gran amigo Apollo, quien además se refiere a Rocky como tío. Ambos enfrentan sus retos, Adonis con la posibilidad e ilusión de ser campeón mundial en su categoría de peso semicompleto y Rocky a presentarse como su coach, además con una gran oportunidad de salir de la vida sedentaria y de un cáncer que se presenta en el inter de esta entretenida y aleccionadora película, motivo de estas reflexiones.

No existe la eterna juventud, ni el empleo de por vida

Muchos jóvenes ejecutivos (as) después de salir de la universidad, a los 25 años y, por lo general, hasta los 45 años (y así fuimos nosotros), no consideramos, ni valoramos, en esa fase de la vida, la importancia de tener un empleo y capacidad de trabajo; yo diría que ese rango de edad, de los 25 a 45 años, es el mejor momento, en todos sentidos, sobre todo, para visualizar y prepararse para el futuro, que éste llega y llega más rápido de lo que nos imaginamos; debemos buscar que el destino no nos alcance sin estar preparados para esa etapa de la tercera edad, “que no nos trabe la edad de los 50, 60 o 70 años con los dedos en la puerta”, ni a nivel psicológico ni económico, al tener que tocar las puertas de los hijos y muchas veces hasta de los nietos, al dar lástima, ya sea por cuestiones financieras o de manejo de nuestro tiempo, en unas palabras, de no saber qué hacer, y peor, no tener recursos para vivir en condiciones adecuadas.

Leer más...

Más artículos...